La Generalitat Valenciana firmó el pasado 27 de febrero la declaración de intenciones en la que se compromete a formar parte de la comunidad de propietarios del Teatro Principal de Alicante.

El acuerdo fue rubricado por el conseller de Cultura, Vicent Marzá, el alcalde de Alicante, Gabriel Echávarri, y Jaime Matas, subdirector general del Banco Sabadell. Esta firma de intenciones contó con la presencia del presidente de la Generalitat valenciana, Ximo Puig para avalar el compromiso del Consell.

Momento de la firma por parte del conseller de Cultura, Vicent Marzá, el alcalde de Alicante, Gabriel Echávarri, y Jaime Matas, subdirector general del Banco Sabadell. A su lado el presidente de la Generalitat valenciana, Ximo Puig.

Momento de la firma por parte del conseller de Cultura, Vicent Marzá, el alcalde de Alicante, Gabriel Echávarri, y Jaime Matas, subdirector general del Banco Sabadell. A su lado el presidente de la Generalitat valenciana, Ximo Puig. Foto: Ayuntamiento de Alicante.

Esto supone una aportación de la Generalitat de aproximadamente de 3 millones de euros. Lo que significaría una inyección en las cuentas de explotación del Teatro Principal de Alicante, para las obras de modernización (restauración de elementos como las butacas de su aforo, así como actualizar la tecnología de su caja de escena, entre otros), así como en la mejora de su oferta cultural.

La concreción de las cantidades y los plazos ha quedado en el aire, pendiente de labores previas de tasación del inmueble, según ha expresado Ximo Puig, quien ha asegurado que todo se hará lo antes posible, durante este año, probablemente.

Desde el escenario con el fondo del patio de butacas

La firma de los documentos que dan viabilidad al proyecto común se desarrollado sobre una mesa preparada en el escenario del teatro. Además de quienes rubricarían el documento y el presidente de la Generalitat Valenciana, estaban presentes en el acto responsables del Instituto Valencia de Cultura, los representantes de los distintos grupos que conforman el gobierno local de Alicante, así como, gestores culturales, miembros de la sociedad civil, artistas y miembros de los sectores creativos. El Presidente de la Conunitat Valenciana, Ximo Puig, se mantuvo en pie junto a la mesa como garante del acuerdo.

Grupo de autoridades y representantes asistentes al acto. Foto: Ayuntamiento de Alicante.

Grupo de autoridades y representantes asistentes al acto. Foto: Ayuntamiento de Alicante.

En las palabras de los firmantes y del presidente de la Generalitat, los asistentes pudimos reconocer algunas de las claves del proceso que ha llevado a las partes involucradas hasta este día. Un día lluvioso en el que todo indica, se cierra una etapa y se abre un nuevo ciclo, no sólo para el Teatro Principal de Alicante, cuyo inicio queda marcado con esta firma.

Se salda una deuda histórica con el Teatro Principal

El alcalde de Alicante, Gabriel Echávarri, recordó a los 21 comerciantes que en 1847 fundaron el entonces Teatro Nuevo como un polo de atracción para los visitantes de la ciudad de Alicante. También recordó las circunstancias que rodearon la entrada del consistorio en 1984, para cubrir una deuda del, ya entonces,Teatro Principal, al comprar 31 participaciones a la antigua CAAM Caja de Ahorros de Alicante y Murcia, entidad de la que hoy hereda su participación el Banco Sabadell a través de su fundación.

El alcalde reconoció “el desvelo y esfuerzos de mucha gente: un director histórico como fue Luis de Castro, un director actual como es Paco Sanguino, gracias a María Dolores -(María Dolores Padilla Olba)- por los años que lo gestionó, gracias a Daniel Simón porque sé que pasó muchas noches en vela buscando una solución para el teatro”.

También agradeció a Jaime Matas, subdirector general del Banco Sabadell, por ir más allá de la cuenta de resultados para buscar soluciones para el teatro. Así mismo dio las Gracias a Ximo Puig y al Conseller por su sensibilidad, por “entender que era absolutamente necesaria la entrada de la Generalitat Valenciana en la propiedad del teatro para dar otro impulso, como el que se dio en 1984, e introducirnos directamente en el futuro “.

El alcalde señaló finalmente que con esta firma se paga esa deuda histórica “como hizo en Ayuntamiento en su momento para efectuar una remodelación muy necesaria, interior y exterior. Para convertir el Teatro en el epicentro del distrito cultural de la ciudad de Alicante”.

Para cerrar su discurso enfatizó “porque el teatro no tiene por qué ser rentable en si mismo, tiene que ser rentable para la sociedad en forma de cultura en forma de visitantes y en forma de educación”.

Se sientan las bases de una gestión sólida del Teatro Principal de Alicante

Jaime Matas, subdirector general del Banco Sabadell, destacó como la colaboración público privada aporta un escenario de éxito para el Teatro.

“Con esta incorporación, se sentarán las bases de su funcionamiento, se reforzará aún más la estabilidad del proyecto y supondrá abrir nuevos caminos para conseguir lo que todo hemos querido desde el principio: que el principal de Alicante acoja las mejores y más atractivas propuestas teatrales o musicales. Que sea un entorno en el que toda la provincia se vea reflejada y lo sienta como es suyo”.

Pero por sobre todo señaló Matas que esta incorporación ayudará a la búsqueda de la calidad y la excelencia, por lo que “están convencidos que esto contribuirá a la sostenibilidad del teatro desde unas bases de gestión sólidas”. Enfatizando además que para el Banco Sabadell “Alicante es nuestra casa, más que nunca ahora es nuestra casa”, lo que viene a reafirmar también el compromiso del banco y su Fundación con el presente y el futuro, de Alicante y en especial del teatro.

Por fin Alicante se suma al resto de las capitales del territorio valenciano

El conseller de Educación, Investigación, Cultura y Deporte de la Generalitat Valenciana, Vicent Marzá, aseguró que “esta acción no solo será una entrada en el espacio, sino una entrada en la acuda a programar directamente, hacer estrenos directamente, producir desde el Teatre del Poble Valencià. Este permitirá hacer una programación conjunta que por fin sume a Alicante al resto de las capitales del territorio valenciano donde, a través del Instituto Valenciano de Cultura, la Generalitat tiene ya una programación estable “.

La programación en el Teatro Principal de Alicante se suma entonces al trabajo que el Consell viene realizando en el Teatro Arniches. lo que viene  en palabras del Conseller a normalizar la situación.

“Tenemos tres teatros principales, los tres van a estar participados por la Generalitat, con producciones propias, con estrenos. No serán subsidiarios de otros, sino que será un espacio propio, donde se verán estrenos en toda la comunidad, también nacionales y de carácter internacional. Lo que queremos es que sea un espacio más, que sea un espacio de referencia de la cultura en Alicante y su comarca”

Marzá enfatizó que, en cuanto a la producción, todo “empieza ya” con el conjunto de Alicante y sus comarcas. “Desde el minuto cero para nosotros empieza ya el proceso de creación. Y desde ese minuto cero que es ya, comienzan a trabajar con el conjunto del Instituto Valenciano de Cultura como un espacio más de producción y no solo de programación”… “esto era una de las cuestiones más relevantes, entrar a formar parte de la propiedad del Teatro pero para poder hacer mucha más producción y para estar más en contacto con el sector cultural“.

Destacó así mismo la suma de esfuerzos del Ayuntamiento, la Fundación Sabadell y de la Generalitat, “Tres instituciones que colaboran conjuntamente de cara a la sociedad, de cara a la cultura y de cara al conjunto de la ciudadanía de alicante”.

Se desbloquea otra situación originada por una política de mucho continente y poco contenido

El presidente de la Comunitat Valenciana, Ximo Puig señalo que la lluvia de ese día aseguraba un buen augurio para todos los presentes en ese esfuerzo por intentar “reconstruir estas tierras, este territorio, esta situación que venía marcada por la dificultad, por un paradigma… Un paradigma bastante alejado de lo que debe ser la cultura.

Aseguró que en este momento estamos viviendo un buen momento en la Comunidad Valenciana, lo que ha hecho que algunos hablen del “momento valenciano”. Por lo que, prefiere hablar del “momento alicantino” y de lo que es Alacant dentro de este “momento valenciano”. “Este momento está de alguna manera vinculado a un escenario de estabilidad, un escenario de honradez, a un escenario de diálogo. Esto permite que las instituciones que la propia Comunidad haya recuperado la credibilidad”.

Para el futuro de las relaciones con el Banco Sabadell y su fundación Puig deseó que sea cada vez más estrecha, ya que esta cooperación es intrínseca en la cultura generando unos espacios de coexistencia para la creatividad.

Para Ximo Puig, en este “momento alicantino” el teatro es muy importante, ya que se ha hecho un esfuerzo para buscar cuál era el camino. El presidente aseguró que con este acuerdo de intensiones se entra en una nueva etapa gracias a que se han desatascando algunas cuestiones, “una nueva etapa en la que estamos entrando en otros ámbitos de la cultura y de la relación cultural con Alicante”. Se refirió dentro de estas cuestiones a la Ciudad de la Luz, al Auditorio de Torrevieja y a la Casa de la Cultura de Benidorm, calificándolos como “elefantes blancos”.

“Había muchos elefantes blancos en la geografía de la comunidad valenciana, porque se había hecho una política muy de continentes y poco de contenidos… Nosotros queremos que continente y contenido vayan de la mano”.

Enfatizo que la Generalitat entra no solo para participar en la rehabilitación de un edificio que lo merece, sino que están comprometidos con un proyecto cultural que va mucho más allá.

“Vamos a participar, desde luego no vamos a ser simplemente unos testigos mudos. Si no que queremos colaborar, coparticipar, corresponsabilizarnos “.

Al referirse al teatro destacó que lo más importante será la creación y quienes están involucrados como creadores en la generación de los contenidos. “Este es un contenedor extraordinario, pero lo fundamental es que encima de las tablas hayan actores, actrices, hayan directores de escena, haya vida”.

Para cerrar su participación recordó a Trotsky resaltando sus aseveraciones sobre el teatro como un termómetro de la ciudad, para finalizar citándolo al decir que “sin teatro solo queda la barbarie”.

Mientras llega la rehabilitación sigamos la nueva programación

Los que allí asistimos no tuvimos en su momento una copia del documento firmado. El las declaraciones de lo voceros constatamos que es un documento de intenciones en el que se plasma el compromiso de la Generalitat para iniciar el proceso que finalmente desembocará en la participación de la entidad en la comunidad de propietarios del Teatro.

Asistentes al acto. Foto: Ayuntamiento de Alicante.

Asistentes al acto. Foto: Ayuntamiento de Alicante.

No se dio a conocer el valor exacto de la aportación de la Generalitat pues aún está pendiente realizar la tasación del inmueble. Lo que si está claro es que será una participación a tres partes iguales con el 33,3% para la Generalitat Valenciana, el Ayuntamiento de Alicante y el Banco Sabadell, respectivamente.

Tampoco se dio a conocer la fecha en la que se dará inicio a las obras de rehabilitación del Teatro Principal de Alicante, pues aún no se ha determinado. Así que, para todos estos asuntos habrá que esperar a próximos anuncios.

Mientras tanto lo mejor es disfrutar de la Programación de Primavera que nos ofrece el otrora Teatro Nuevo de la ciudad de Alicante. Esperamos presenciar que le depara el futuro a este espacio cultural que arriba ya a los 170 años.

Si te gustó esta reseña compártela en redes sociales. Incluye nuestros hashtags  #LOBLANC, #CulturaContigo y #CulturaConmigo #CompartimosCulturaContigo. Para conocer la programación del teatro consulta nuestra Agenda