Quedar con Vanesa Veza para hablar de ella y su trabajo artístico tiene una doble condición. El sector de la música que lo maneja muy bien con varios proyectos en marcha. Y por otro lado, el valor del compromiso y la cooperación, que está implícito en ella, en su trabajo artístico, donde cree que es esencial apoyarse.

La entrevista tuvo dos capítulos. Este para ser leído en LOBLANC revista y otro que fue para ser escuchado en LOBLANC Radio en la emisora ARTEGALIA.

Pregunta: ¿Por dónde navega artísticamente Vanesa Veza? ¿Cuáles son las artes que llevas en tu maleta para este viaje a la creación?

Respuesta: Desde mi más tierna infancia bailaba y fue desde donde cree muy fuerza artística. Me especialice en las artes dramáticas cine teatro cortos, etc… Y un día empecé-

P: Hace unos años hacías teatro. Y ahora te dedicas a la voz. Dónde te dejaste tu actividad actoral para cambiar a la música.

R: Interpretar lo llevo intrínseco. Me da igual hacer un monólogo o La Celestina. Mi vida está en los escenarios que es lo que me hace sentir viva. Como una drogra.

P: Hace unos días te vi en directo en una Jam Femenina que se hacía en El Jaleo, un local de moda en Alicante. ¿Qué opinión te merece estas acciones tan singulares de dignificación del trabajo que realizan las mujeres de nuestro entorno, en un sector, la música muy masculinizado todavía?

R: No solo en el ámbito cultural, también en el deporte. Todos-as somos válidos-as. La Jam es un escenario abierto hasta el punto de poder participar hombres, aunque sí es cierto que la organizan mujeres. Estoy en La Banda Intrusa con versiones tradicionales de las que casi pasamos al punky. También participo en una banda que se llama Vanesa y su Banda que participa en muchos eventos del sector motero. En la actualidad tengo un proyecto que se llama INFUSIONADOS y que realizo con Gato Callejero, Israel.

P: En las artes, ¿cuáles son tus influencias, que te afectan o que te despiertan en la interpretación?

R: Platero, Síncope o Marea. Pero si me paro de verdad a pensarlo, tengo claro que los referentes cambian en función del producto.

P: En este sector, el de la cultura, ¿de qué hay que defenderse?

R: Como en todos los sitios. Por ejemplo, cuando empecé en el cine me influyó las personas con las que me rodeé y eso pasa también en la música. En realidad, hay rincones para todos en el que debemos apoyarnos todos. No hay que defenderse hay que apoyar.

P: ¿Qué opinión te merece la vida cultural de la ciudad de Alicante?

R: Está todo muy complicado, aunque la agenda profesional me está funcionando bien.  En los teóricos promotores hay una infravaloración del trabajo artístico donde incluso a veces se plantea que no se pagan las actuaciones y eso me sorprende.